La tolerancia a la carroña

Los animales carroñeros o necrófilos son aquellos que se alimentan de cadáveres; lo más curioso de estas especies es como pueden tolerar este tipo de alimentos. La respuesta se encuentra en que poseen un sistema digestivo con unos poderosos jugos gástricos, capaces de destruir las bacterias y demás microorganismos que se encuentran en la carne putrefacta.

Se sabe que el ser humano en sus orígenes eran capaces de comer carne cruda y carroña, pero con el paso del tiempo y la costumbre en comer alimentos cocinados, nuestros jugos gástricos han ido evolucionando hacia un menor nivel de corrosión, haciendo que no seamos capaces de digerir  la carroña.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: