La bruja de la catedral de Girona

Hace mucho tiempo vivía en la ciudad de Girona una anciana que se decía que era bruja, los vecinos aseguraban que era capaz de volar, y de transformarse en un animal por las noches; ya que en cierta ocasión un gato negro fue apedreado, y al día siguiente apareció la bruja con la cabeza vendada en el mismo sitio.

Tenía por costumbre el tirar piedras a la catedral y soltar blasfemias a media noche, cuando las gentes ya descansaban es sus casas. La leyenda cuenta que un día como castigo, quedó convertida en piedra de uno de los contrafuertes del claustro; a la mañana siguiente todos los vecinos pudieron contemplar, como había surgido en la pared una figura deforme, en la que se podía reconocer la figura de aquella bruja. En ese momento todos se vieron liberados del temor sobre los poderes mágicos de aquella anciana.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: