El oído y su forma de procesar sonidos

El oído humano es más sensible a sonidos agudos que los graves, por ello aquellos sonidos agudos, de altas frecuencias, son más fáciles de captar. Esto hace que por ejemplo en una conversación cruzada en el que hablan varias personas, sea más fácil de entender a las voces más agudas.

Otro ejemplo de demostración de esta propiedad del funcionamiento de nuestro oído, es la forma más eficiente de boicotear a alguien que habla, siendo más efectivo el empleo de silbidos, que el de los gritos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: