Agua que no has de beber déjala correr

Este refrán antiguo se usa para indicar, que no debemos meternos en aquellos asuntos que no nos conciernen ya que se nos puede volver en nuestra contra.

Es una expresión gráfica que tuvo su origen en el símil que se da en la naturaleza, si observas por ejemplo el discurrir de un arroyo o rio, en donde puedes beber agua pero a su vez dejas que pase el resto de agua para que llegara a otros lugares, si te interpones y no dejas que pase el agua, esta al final acabara contra ti además de no dejar que las cosas sigan su curso natural.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: